El vestido negro que lleva a la fiesta de la emisoria de radio es de Self Portrait, esa firma que tanto se ve en la alfombra roja pero cuya horquilla de precios se mueve entre los 100 y los 400 euros. Los precios de las camisetas de algodón de bandas de rock se mueven entre los 100 y los 200 euros.

Suelo hacerlo online desde que empezó a ser posible porque no me gusta ir a las tiendas, pero para cosas específicas como zapatos o jerséis sí prefiero ir in situ y probármelos, comprobar el tejido. No es lo mismo, no, ir al Primavera Sound (Barcelona, del 1 al 5 de junio) a ver a Radiohead o a PJ Harvey que acercarse al Castell de Peralada (7 de julio al 16 de agosto) a enloquecer con Víctor Manuel, Ana Belén, Serrat y Miguel Ríos -¿no se había retirado?

Sabiendo de antemano que esto es la antítesis a un Gossip Girl, donde las fans podían correr -con bastantes ahorros en el bolsillo- hacia la web de Net-A-Porter para comprarse lo que veían semana tras semana, con Love la única esperanza quedaba relegada a pelearse con montañas de camisetas en la thrift shop más cercana y rastrear a la busca del preciado botín. Han sido Racked y Fashionista quienes ha querido traer un poco de luz en nuestro camino, entrevistando a la directora de vestuario de la serie, Jennifer Eve -que ha había trabajado en Glee o en la película Me and Earl and the Dying Girl-, para desvelar las marcas y tiendas de dónde ha sacado el vestuario de un personaje al que estilísticamente le gusta definir como «una Alexa Chung de resaca«.

Aunque el conjunto azulgrana afirma en su comunicado oficial que la camiseta homenajea las características del tradicional distrito del Eixample, Croacia no ha querido la oportunidad de reivindicar que los cuadros son ‘propiedad’ suya. Claros ejemplos son las ‘camisetas ketchup’ del Athletic de Bilbao de la temporada 2004/05, el esmoquin de la Cultural Leonesa (2014) o el más reciente (2015) homenaje del Celta de Vigo a la gastronomía gallega. ↑ España, Madrid, (4 de septiembre de 2015). «Cinco cosas que quizá no sabías del Heliodoro Rodríguez López».

En el partido de presentación, disputado el 22 de septiembre de ese año en el estadio de la Sociedad Taurina, junto a la Plaza de Toros, el primer once del Real Valladolid, formado por Arana, Pombo, Martín, Orúe, Sarralde, Echevarría, Montalbán, Perico San Miguel, Sainz, Sierra y Pablo López, camisetas de fútbol shop venció por 2-1 al Deportivo Alavés de Vitoria.

Sí, el body-bañador rojo de la primera temporada también es vintage y es de la propia estilista, de cuando tenía 20 años y vivía en San Francisco. Diseñó el equipo que durante los años 30 conquistó 4 campeonatos de liga y otros 4 de copa, camisetas futbol baratas equipo que se convirtió en el más laureado de la historia del Athletic. Si en la primera temporada ya se vislumbraron atisbos del lo-quiero-todo (desde el bañador rojo con vaquero alto hasta ese peto de Carhartt con pinta de ser lo menos favorecedor del planeta y que por cierto, sale del propio armario de Gillian Jacobs); la segunda ha sido especialmente dañina en cuanto a ansiedad por hacerse con los looks que Mickey-desastre-autodestructivo-Dobbs luce sin descanso durante los doce capítulos (decimos sin descanso porque esta serie -creada a seis manos entre Leslie Arfin, Paul Rud (Gus) y Judd Apatow- cumple todos los requisitos para verse de atracón, o binge watching, para que su digestión sea mucho más placentera).

Si hay algo que pone de acuerdo a las telespectadoras de Love (Netflix) es la devoción compartida por el armario de Mickey, el personaje que interpreta Gillian Jacobs y que emana ese espíritu angelino de mezclar unas botas à la Chloé con camisetas-tesoro de tienda de segunda mano. Viendo las ventas de camisetas en todo el mundo tenemos que detener nuestra mirada en Nigeria.

Los calcetines y medias de compresión son una de las prendas deportivas que más se han extendido. La tienda vintage de lujo, con base en Nueva York, más cara de todas a las que acude la estilista. Emplazada en Melrose Avenue, esta tienda tiene todo lo que una adicta a la segunda mano puede soñar. Con tienda en Newport y Los Ángeles, esta tienda multimarca afirma recoger el «espíritu cultural de California». Manchester United, también son considerados rivales del club debido a que han disputado muchos partidos clásicos.

La banda fue también un signo de diferenciación del club que fue el embrión madridista, el Sky Football, y del que probablemente se tomó la idea al ser muchos de los socios madridistas exintegrantes de dicha sociedad. La marca francesa Cinabre, favorita del presidente Macron, ha sacado una colección especial llamada ‘Carton Rouge’ (tarjeta roja) que reproduce el famoso gesto entre las rayas regimentales de su corbata. Algunas conjugaciones del verbo “pleurer” recuerdan al verbo “pleuvoir” (llover), y por eso la cultura francesa está llena de referencias todavía más evidentes a las que en nuestro idioma concedemos a la gotas de lluvia o a las del llanto.